Tiquipaya, BOLIVIA 21 abr (ABI).- El sacerdote nicaragüense, Miguel D’Escoto y el teólogo brasileño, Leonardo Boff, propusieron el miércoles que la Declaración Universal de los derechos de la Madre Tierra sea aprobada por una Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) reforzada con otros organismos para ayudar a la especie humana a sobrevivir.

Nosotros hemos propuesto que esa Declaración Universal sea aprobada por la Asamblea General de la ONU reinventada; en ningún momento quiero decir que este organismo debe desaparecer, sino reforzarse para ayudar a la especie humana a sobrevivir, respetar los derechos de la Madre Tierra y evitar las guerras, explicó D’Escoto.

Sostuvo que la implementación de nuevos organismos en la Asamblea General de la ONU pretende que la Declaración de los derechos de la Madre Tierra tenga mayor fuerza.

Porque la ONU es una institución fracasada, eso no quiere decir que no ha hecho nada bueno, pero con respecto al objetivo por el cual fue creada tenemos que concluir que es un colosal fracaso porque su objetivo fundamental era evitar las guerras y colateralmente erradicar el hambre y la pobreza, en vez de mejorar la situación la ha empeorado, sentenció.

Sostuvo que el Consejo de Derechos Humanos en Ginebra debe ser elevado a nivel de órgano de las Naciones Unidas bajo el nombre de Consejo de los Derechos de la Madre Tierra y de los Derechos Humanos.

Además proponemos introducir el artículo que dé nacimiento al Tribunal de Justicia Climática y Polución Ambiental que sería implementado y aprobado por 140 estados y tendrá el mismo nivel de la Corte Internacional de Justicia, destacó Boff.