Tiquipaya, BOLIVIA, 23 abr (AB).- El vicepresidente de Cuba, Esteban Lazo afirmó que llegó la hora de exigir un orden internacional justo y racional para toda la humanidad en el acto de clausura de la Primera Conferencia Mundial de los Pueblos sobre el Cambio Climático y los Derechos de la Madre Tierra que concluyó el jueves en Bolivia.

El mandatario cubano pidió a los concurrentes no permitir que los países desarrollados tomen de rehén “de su política consumista, las negociaciones internacionales sobre el cambio climático”.

“Los pueblos del mundo han de ponerse en fila para que, como dijera José Martí, no pase el gigante de las siete leguas”, subrayó.

Pidió impulsar un verdadero proceso de participación ciudadana y consulta con la sociedad para un diálogo abierto “con y entre los pueblos” para impulsar acciones contundentes para evitar mayores daños y sufrimientos a la humanidad y a la Madre Tierra.

Aseguró que la Conferencia Mundial convocada por el Presidente boliviano es una contribución decisiva en la defensa de la naturaleza, posición que dijo debe ser “inclaudicable”.

A su juicio, en la Cumbre de Cancún se debe exigir que se analicen las verdaderas causas del cambio climático y no sólo sus consecuencias.

“Comprometamos a los gobiernos del mundo para que las negociaciones futuras ayuden a transitar hacia a un modelo económico verdaderamente sostenible”, urgió.

Dijo que, en esa dirección, los países desarrollados deben respetar el principio de las responsabilidades comunes, pero diferenciadas; además el derecho de los pueblos al desarrollo y a un espacio atmosférico justo.

“Exijamos al mundo industrializado, que es el mayor responsable del cambio climático para que se comprometa a aportar los recursos y adicionar lo necesario para que pague la multitudinaria deuda ecológica”, remarcó.

Aseguró que para salvar a la humanidad de esa autodestrucción hay que distribuir mejor la riqueza y tecnología disponible en el planeta. “Menos lujo y menos despilfarro en unos pocos países, para que haya menos pobreza y hambre en gran parte de la tierra”, matizó.

Coincidió con los participantes de la Conferencia Mundial en que la Madre Tierra la Madre Tierra “está pasando la factura por el abuso” y acusó a los países que “más han abusado” de oponerse a asumir medidas para superar la crisis climática.

Reclamémosles a los Estados Unidos, que continúa siendo el mayor contaminante del mundo, que ratifique el Protocolo de Kioto y se comprometa con una segunda fase de compromiso más ambiciosa, dijo

El Vicepresidente de Cuba aseguró que “estamos frente a un peligro realmente inminente y sus efectos son ya visibles y a su vez devastadores” por lo que dijo que no se puede permanecer impasible constatando que el ingreso total de los 500 individuos más ricos del mundo sea superior al ingreso de los 416 millones de personas más pobres.